Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz

in SALUD

Eyaculación precoz, disfunción eréctil, problemas de erección… Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz

Disfunción sexual, deseo sexual, síndromes de salud masculina, deseo sexual hipoactivo, apetito sexual en hombres después de los 45, ansiedad y sexo, frecuencia de relaciones sexuales después de 40 años, son consultas que hacen los hombres en las clínicas de salud sexual. Y es que los tratamientos que tienen efecto en la salud masculina son cada vez más demandados.

De entre los problemas más habituales que preocupan a los hombres tenemos la disfunción eréctil y la eyaculación precoz. Esta última ocurre cuando un hombre eyacula antes de lo deseado, empeorando considerablemente las relaciones sexuales. La eyaculación precoz es un problema sexual común. 

El síntoma principal de la eyaculación precoz es la incapacidad de retrasarla durante más de un minuto después de la penetración. Y a diferencia de la disfunción eréctil, la edad no afecta la prevalencia de la EP. Los factores de riesgo de esta generalmente se desconocen. La eyaculación precoz tiene un efecto negativo en la autoestima y en la relación con la pareja. Puede causar angustia, ansiedad, vergüenza y depresión.

SOBRE LA DISFUNCIÓN ERÉCTIL

La disfunción eréctil es un problema de salud que, contrariamente al concepto tradicional que hacía entender a esta circunstancia una simple consecuencia de la edad, hoy se considera una patología. La Organización Mundial de la Salud ha establecido que la salud sexual forma parte de la salud mental y que su estudio es una condición fundamental para el desarrollo del estado general de salud del individuo.

Los estudios en el campo de la sexualidad se enfrentan a diversos obstáculos, siendo la respuesta humana la que dificulta la delimitación y clasificación de las disfunciones sexuales. Una de ellas es también la falta de deseo sexual.

Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz
Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz

Existen fármacos entregados en farmacias que requieren prescripción médica y que tienen en su composición principios activos como el sildenafilo, tadalafilo y vardenafilo, que se utilizan para el tratamiento de la disfunción eréctil. La eyaculación precoz es una disfunción sexual presente a cualquier edad, pero actualmente infradiagnosticada en atención primaria a pesar de su impacto en la salud sexual y la calidad de vida.

Ni se cura ni desaparece con la edad o con la frecuencia sexual, todo lo contrario. Evitar el sexo incluso lo complica. El tratamiento farmacológico, aunque imprescindible, no es suficiente. El abordaje sexual y psicológico, desde el punto de vista de la pareja, es fundamental. La mujer debe convertirse en co-terapeuta.

Lo cierto es que hay mucha literatura sobre la definición del término, los métodos diagnósticos, las implicaciones en la pareja y el abordaje terapéutico. Pero no existe una definición única de EP. Las definiciones actuales del DSM muestran un valor predictivo bajo positivo y alto de diagnósticos falsos positivos. Todas las definiciones afectan el tiempo de penetración vaginal.

Existen varios cuestionarios estandarizados para el diagnóstico aunque hay una variedad de ofertas de tratamiento.

La EP es la disfunción sexual más común en los hombres, por encima de la disfunción eréctil. El abordaje diagnóstico y terapéutico es posible desde la consulta de atención primaria y requiere una actuación en sentido farmacológico y sexológico. Si se sufre de eyaculación precoz y también se tienen dificultades para lograr o mantener una erección, el médico puede ordenar análisis de sangre para verificar los niveles de hormonas masculinas y otras pruebas.

Tratamiento

Las opciones de tratamiento comunes para la eyaculación precoz incluyen técnicas conductuales, anestésicos tópicos, medicación y asesoramiento psicológico.

Técnicas conductuales

En algunos casos, el tratamiento de la eyaculación precoz puede requerir medidas simples, como masturbarse una o dos horas antes de tener relaciones sexuales para retrasar la eyaculación durante las relaciones sexuales. Los músculos débiles del suelo pélvico pueden afectar la capacidad para retrasar la eyaculación.

Tras unas pocas sesiones de entrenamiento, saber retrasar la eyaculación puede convertirse en un hábito que ya no requiere la técnica de parar y apretar. Si la técnica de detener y apretar causa dolor o malestar, otro método es detener la estimulación sexual justo antes de la eyaculación, esperar a que disminuya el nivel de excitación y comenzar de nuevo.

Medicamentos orales

Muchos medicamentos pueden retrasar el orgasmo. Si bien casi ninguno de estos medicamentos está aprobado para tratar específicamente la eyaculación precoz, algunos se usan para este propósito, como los antidepresivos, los analgésicos y los inhibidores de la fosfodiesterasa-5.

Estos medicamentos pueden estar indicados para consumo ocasional o diario, solos o en combinación con otros tratamientos. Por esta razón, los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina como escitalopram, sertralina, paroxetina o fluoxetina se utilizan para ayudar a retrasar la eyaculación. Suelen tardar entre cinco y diez días en surtir efecto.

Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz
Artículos relacionados con salud masculina, disfunción eréctil y eyaculación precoz

Si un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina no mejora su problema de eyaculación, el médico puede recetar clomipramina, un antidepresivo tricíclico. Sus efectos secundarios incluyen eyaculación retardada. Algunos medicamentos que se usan para tratar la disfunción eréctil, como sildenafil, tadalafil o vardenafil, también pueden ayudar a combatir la eyaculación precoz.

Estos medicamentos pueden ser más efectivos cuando se combinan con un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina. Hay investigaciones que indican que varios medicamentos pueden ser útiles para tratar la eyaculación precoz, pero se necesitan más estudios. 

La eyaculación precoz es una afección muy común y puede tratarse.

Estar preparado para hablar sobre la eyaculación precoz ayudará a obtener el tratamiento que se necesita para normalizar la vida sexual. Antes de ir a ver al médico es recomendable escribir las preguntas con anticipación para aprovechar al máximo su tiempo. 

Si quieres un post patrocinado en mis webs, un publireportaje, un banner o cualquier otra presencia publicitaria, puedes escribirme con tu propuesta a johnnyzuri@hotmail.com

Deja una respuesta