Tendencias de futuro para vivir una jubilación feliz

in SERVICIOS PARA MAYORES

Hay que pensar con tiempo en lograr una óptima transición a la jubilación. Tendencias de futuro para vivir una jubilación feliz

A mediano y largo plazo, la prioridad para todos y todas es abordar los desafíos que plantea el impacto del envejecimiento de la población en las finanzas públicas y, en particular, en el sistema de pensiones. Pero a nivel particular, se destaca la necesidad de llegar a los 67 años en condiciones óptimas para seguir disfrutando de la vida. Queremos saber cómo se plantean los ancianos su vida a diferentes etapas y que es lo que más contribuye en su felicidad, y por eso hablamos con los responsables de Residencias en Barcelona. Estas son nuestras conclusiones. 

Coincidimos en los diagnósticos sobre lo que nos preocupa en concreto, en ausencia de cambios adicionales en los ingresos del sistema, y es que el mecanismo de ajuste de las pensiones se producirá fundamentalmente a través de la pensión media, lo que en un contexto de crecimiento significativo de la dependencia implica la necesidad de analizar la posible integración de otras fuentes de financiación al sistema

Hay que destacar que se debe financiar y, en su caso, desarrollar mecanismos de seguro y ahorro que ayuden a complementar en el futuro las pensiones públicas de reparto, como las que ya existen en otros países. Sabemos que antes de llegar a la ancianidad nos preocupa qué pensión nos va a quedar, pero no menos como vamos a vivirla y dónde. Por toda España, las residencias y profesionales del sector, como el Grupo Santa Rita progresan constantemente en una oferta de servicios a los ancianos que siempre va de la mano con las nuevas tecnologías.

Ya hemos visto que el sistema público de pensiones español es actualmente insuficiente para ofrecer a los pensionistas una pensión que garantice un nivel de vida adecuado. Las herramientas de ahorro a largo plazo ayudan a reponer esta pensión y mantener un cierto ingreso de por vida que uno espera tener cuando termine la etapa laboral.

Hay que pensar con tiempo en lograr una óptima transición a la jubilación. Tendencias de futuro para vivir una jubilación feliz
Hay que pensar con tiempo en lograr una óptima transición a la jubilación. Tendencias de futuro para vivir una jubilación feliz

Los planes de pensiones, PIAS y SIALP son opciones interesantes en este sentido. En relación con el plan de pensiones, cabe señalar que se trata de un producto financiero de ahorro a largo plazo que tiene unos interesantes beneficios fiscales. Al igual que en el plan de pensiones, el límite es de 2.000 € anuales y se puede aportar al producto un máximo de 240.000 €. Afortunadamente, todavía podemos hacer muchas cosas que están a nuestro alcance para tener una jubilación más cómoda.

Un plan de jubilación inteligente y conseguir a tiempo tu vivienda habitual puede ayudar a que tu pensión sea más amena. La idea común es menos gasto al no tener que desplazarse todos los días al lugar de trabajo, previsiblemente menos gasto en ropa o comida, los hijos ya son independientes y los gastos corren por su cuenta.

Se estima que necesitaremos el 135 % de nuestros gastos más prolongados relacionados con la jubilación.

La reciente reforma de la fiscalidad de las pensiones ha reducido las ventajas fiscales: se ha limitado la cotización a estos productos a 1.500 € anuales, por lo que el más popular entre los ahorradores españoles se ha visto afectado. Comprar una vivienda habitual es una forma de garantizar una pensión más tranquila. Pero todas estas son decisiones que ya forman la base del ahorro para que puedas disfrutar de una jubilación con menos preocupaciones.

Alternativas a los planes de jubilación

El producto financiero más popular para la jubilación puede ser el PIAS o los Planes Individuales de Ahorro Sistemático, que son seguros de ahorro de aportación periódica. A diferencia de los planes de pensiones, permiten recuperar el dinero en el momento en que el interesado lo desee.

Más años pero no menos servicios.

Menos costes y más servicios es lo que necesitaremos. Muchas menos complicaciones y más tranquilidad. Nada de soledad y más compañía. Nunca pena y más felicidad. Hay que huir del papeleo y del aburrimiento y tener más actividad. Más atención, menos listas de espera y mayor disponibilidad de los servicios públicos.

VIVIR EN COMUNIDAD Y TEN ACTIVIDAD FÍSICA NOTABLE

Cuando llegue tu jubilación: vive en una comunidad… Hay muchos beneficios. Y si, es fundamental tanto en la jubilación como en cualquier etapa de la vida cuidar nuestra salud física y mental, teniendo actividad física nos encontraremos en el mejor estado posible, con lo cual podremos nuevamente disfrutar plenamente de lo que la vida nos tiene preparado.

Muchas personas olvidan la importancia de la actividad física después de la jubilación o creen que ya no tienen la «edad». Sin embargo, esto es un grave error, la actividad física es necesaria para mantenernos cómodos. Se sabe que el ejercicio mejora la producción de sustancias como la oxitocina y la serotonina, ambas asociadas con un estado de ánimo positivo y la prevención de la depresión.

Por eso, con la ayuda de tu médico, encuentra la mejor actividad física para ti y no olvides incluirla en tus hábitos diarios.

Cada humano es como es y no debe compararse con otro. Pero a veces las personas se convierten así mismos en el ombligo del mundo y pierden la noción de la suerte que tienen en la vida. Deberíamos medirnos únicamente por nuestro estado de salud o por si somos más o menos felices. Rara vez nos comparamos con los que sufren, con los que se encuentran en dificultades o con los que no tienen trabajo o tienen menos recursos económicos. Debemos ser empáticos. Y si podemos echar una mano a las personas más desfavorecidas, te verás recobrando la ilusión de los detalles de tu propia existencia, y a los que ya, probablemente no valorabas.

Deja una respuesta