Terapia de pareja: la solución a vuestras diferencias

in SERVICIOS PARA MAYORES

¿Psicólogos presenciales? Terapia de pareja: la solución a vuestras diferencias… El futuro de la terapia familiar y de pareja…

¿Sensación de aburrimiento? ¿Pérdida del amor? Este tipo de cosas son las que nos hacen entender que lidiamos con algún tipo de problema psicológico. Probablemente no nos pasa nada demasiado malo pero no sabemos enfrentarnos a discrepancias y malos entendidos y los problemas se van agrandando y agravando, Sobre todo cuando se trata de cosas de pareja.

Para saber más de todo esto consultanos con nuestro favorito centro de psicologia en mostoles, especialistas en consultas online en cualquier parte del país. Nos hablan largo y tendido de la terapia familiar y de pareja, sobre qué es, para qué sirve, y cuales son las consultas online más demandadas. 

Terapia de pareja: la solución a vuestras diferencias
Terapia de pareja: la solución a vuestras diferencias

La importancia de la terapia de pareja

En muchos casos, las personas sencillamente no se llevan o no saben llevarse bien, lo que genera serios problemas emocionales que, si no se tratan a tiempo, pueden conducir a condiciones más graves que durarán toda la vida. Resolver las posibles cuestiones que han surgido en la pareja logrando resultados comunes es necesario para cuidar y fortalecer la relación, o si esto no es posible, abordar la separación de forma sana y positiva.

Después de una infidelidad podemos ser felices en pareja

Muchas parejas deciden permanecer juntas después de revelar que ha existido una tercera persona. A menudo, van a terapia porque necesitan ayuda profesional para superar la infidelidad. Se aman y quieren continuar la relación, pero cuando la infidelidad no se puede perdonar, es hora de buscar psicólogos que se especialicen en infidelidad.

¿Infeliz en la relación con tu pareja?

Si has llegado a ese punto es que no estás contento o contenta con tu relación. Puedes dudar de que sea posible recuperar la ilusión en tu relación. En estos casos, la terapia puede ayudarte. 

Luego están las crisis que aparecen en el equilibrio de poder, control o estatus dentro de la pareja. En las primeras sesiones que se hacen con la pareja, hay dos objetivos claros, y uno de ellos es hacer una reflexión profunda sobre si hay amor y ganas de pelear por la relación. Si todavía hay amor en la pareja o no hay que detectarlo, saberlo. Así como entender si existe o no la voluntad de darnos una segunda oportunidad.

Es una reflexión difícil donde el psicólogo de pareja ayuda a identificar las emociones, sentimientos y si existe una disposición adecuada para mejorar realmente la relación o, por el contrario, es mejor concluirla de manera responsable y adulta.

En la mayoría de los casos lo que se esconde detrás de las frases usadas es la pérdida de confianza, una ruptura en las «reglas del juego», muchas veces provocada por la rutina diaria, la aparición de terceros, una infidelidad, por problemas de comunicación, sexuales, dificultades para conciliar trabajo-familia, y un largo etcétera que genera conflictos en la pareja.

Estos temas inconclusos permanecen dentro de la pareja, creando un malestar creciente, aumentando las discusiones con las que finalmente se narra el tema, apareciendo como un estado de conflicto y discusión constante. 

Discusiones frecuentes

El conflicto es parte de cualquier relación humana y, por lo tanto, también es parte de su relación en pareja. Si descubres que tus diferencias son cada vez más grandes, que las discusiones son cada vez más frecuentes y que estás al borde o ya has cruzado las líneas rojas, no te demores en buscar ayuda profesional.

Es posible aprender a lidiar con los conflictos de manera constructiva y menos dañina para ambos y los hijos. La terapia de pareja puede ayudar en estas situaciones a descubrir qué está mal y cómo solucionarlo. Un psicólogo de relaciones puede aportar una nueva perspectiva a la relación y lo que te hace diferente, lo que te separa y lo que te une, además de ayudarte a comunicar de una manera diferente.

Comprender las relaciones desde otra perspectiva es lo que hace que la terapia de pareja sea la clave para superar los problemas y enriquecer la relación. No se trata de buscar a los culpables, sino de encontrar un camino hacia una relación más plena y feliz.

Frente a actitudes difusas o moralizadoras sobre las crisis de pareja, la «terapia conductual» ofrece un enfoque riguroso, estructurado y didáctico para el tratamiento de los conflictos en este ámbito. Este enfoque no solo busca cambiar los comportamientos desadaptativos, sino que también está interesada en la capacitación en comunicación y la resolución de problemas.

Entonces… ¿Qué es la terapia de pareja?

La terapia de pareja es un tratamiento psicológico destinado a resolver problemas y crisis en las relaciones y mejorar los aspectos positivos. Este tratamiento será guiado por un psicólogo especializado en sexo y terapia de pareja. Gracias a tus conocimientos, tu diagnóstico y tus técnicas, trabajarás durante las sesiones sobre diversos aspectos cruciales para mejorar la relación.

Mediante un análisis en profundidad de la situación, el psicólogo de pareja ayuda a sus pacientes a comprender los problemas y las dinámicas negativas. Asimismo, el terapeuta de pareja ayudará a curar cualquier «herida» no tratada o daño en la relación. Un psicólogo de pareja facilita el manejo emocional dentro de la relación. Puede hacer que se reconozca y se recuerde las fortalezas del vínculo de pareja.

Problemas comunes en las parejas

Siempre tienen la misma conversación. Se sienten emocionalmente agotados o solos. Pierden las ganas, el entusiasmo y la pasión. Pequeños problemas de convivencia se convierten en grandes peleas… El resultado son las diferencias de compromiso e implicación en la pareja.

Causas de conflicto en pareja

Es posible que después de un tiempo, surjan conflictos de pareja, que ambos se sientan abrumados, perdidos, decepcionados y sin saber cómo lidiar con el malestar activo que están sintiendo. Todas las parejas desarrollan un lenguaje común que en algunos casos puede resultar ineficaz.

Ciertas situaciones de la vida pueden ser poderosos activadores de malestar en una relación. Por ejemplo la llegada de un bebé a la familia, el paro, la salida de los hijos, la jubilación, el estrés económico, etc. Si todas estas situaciones vitales no se manejan adecuadamente, tanto individualmente como juntas, la pareja puede verse afectada.

Los conflictos no resueltos generan una inercia destructiva que las parejas no pueden detener.
Si la pareja ha intentado sin éxito resolver su malestar, las emociones negativas se vuelven crónicas y se acumulan causando insatisfacción, indignación, resignación. Este desgaste emocional deteriora aún más la relación al limitar la búsqueda de soluciones.

En la terapia de pareja se apoya para resolver los conflictos y curar las partes heridas de la relación. Se hace un balance de la historia como pareja y se busca la comunicación, que es sin duda la clave para que una pareja funcione. Se encargan del manejo emocional en pareja.

Si quieres un post patrocinado en mis webs, un publireportaje, un banner o cualquier otra presencia publicitaria, puedes escribirme con tu propuesta a johnnyzuri@hotmail.com

Deja una respuesta